Oculto adiós

Oculto adios

Amor con desamor,
candoroso,
fue el mío,
llegando como un pasajero
con augurios del mensajero
a la estación del olvido.

Mensajero del destino
trazado en años discurridos,
siempre así:
llevándose a la mujer anhelada
cuando mi corazón
lo aprisionaba
con pasión encendida.

Amor con desamor candoroso
y me diste tus labios
y yo te anhelé más y más,
¿para qué?: si hoy ya no estás
y yo me estoy muriendo
cavando mi sepultura: sin tu adiós.
Solitario me quedo
viendo la lejanía del pasado,
con un adiós que llegó a ocultas
cual fantasma en noche silenciosa.

Etiquetado en: . Enlaza el articulo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *