No olvides enseñarme a olvidar

1212086669_f[1]

Si decides que tu boca
ya no sea fuente para mi sed,
ni tus brazos la meta de mi destino,
cuando sientas que tu cuerpo
ya no encaja en el mío

no olvides enseñarme a olvidarte
No postergues instruirme como quitar
las huellas de tu boca de mis labios
las marcas de esos labios en mi ser
la rubricas de tus dedos en mi espalda
No descuides enseñarme a evaporar
los recuerdos de la memoria

 

aquellos deseos de mi sangre
las nostalgias de tus caricias en mi piel
No dejes de señalarme la palabra olvido….
no olvides enseñarme a olvidarte
porque solo así podré dejar de amarte
si algún día decides prescindir de mí

Etiquetado en: . Enlaza el articulo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *