Levántame, señor

Dios Crea Grandeza[1]

Levántame, Señor, que estoy caído,
sin amor, sin temor, sin fe, sin miedo;
quiero queme levantar y estoy me quedó;
yo propio lo deseo y yo lo impido.
Estoy siendo uno sólo, dividido;
a un tiempo muero y vivo, triste y ledo;
lo que puedo hacer, eso no puedo;
huyo del mal y estoy en él metido.

Tan obstinado estoy en mi porfía,
que el temor de perderme y de perderte
jamás de mi mal uso me desvía.
Tu poder y bondad truequen mi suerte:
que en otros veo enmienda cada día,
y en mí nuevos deseos de ofenderte.

Etiquetado en: , , . Enlaza el articulo.

One Response to Levántame, señor

  1. maria says:

    hay fraces para pensar y hay que escribir una frace para darnos cuenta que podemos hacer feliz a una persona

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *