La Salud

La Salud

La salud es un gran tesoro sin igual,

del cual, la conciencia es su guardián.

Al descuidarla, se es flor de rosal,

que en otoño se seca y triste cae.

 

Ni la plata, ni el oro, ni las joyas,

podrán de tal forma restaurarla,

que estuviera, como si se la hubiera

cuidado de la forma correcta.

 

Es la niña que hay que mimar,

cuando en su juventud está;

así, no se comienza a alejar,

aburrida del que no la supo amar.

 

Aunque siempre esté la esperanza,

de volverla a recuperar.

Mejor cuidar a esta riqueza,

para angustias extras no afrontar

Etiquetado en: . Enlaza el articulo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *